Pilotos: The Nevers

Pilotos: The Nevers

Cuando concluye el primer episodio de The Nevers, y ves que lo ha dirigido Joss Whedon (JW a partir de ahora), es inevitable pensar lo irónico que es todo esto. JW ha sido objeto, desde hace un par de meses, de denuncias por actrices a las que él ha dirigido durante sus años en la pequeña y gran pantalla, lo que ha provocado una reacción en cadena que nos lleva a que esta nueva serie de HBO, creada y dirigida por él (concretamente, tres de los seis capítulos que llegarán en las próximas semanas, incluido el de hoy), solo vaya a tener esas menciones hacia él, porque en todo lo demás, es como si no hubiera existido. Y quizá eso le pase factura a la serie. Vamos con ello.

La trama nos lleva al Londres victoriano, a finales del siglo XIX. En verano de 1896, tiene lugar un fenómeno de naturaleza paranormal, que provoca que algunas mujeres adquieran habilidades fuera de lo común; si lo queréis llamar súper poderes, entraría en esta clasificación, si simplemente las clasificáis como “dotadas”, pues también. A partir de ahí, un grupo de ellas, lideradas por Amalia True (Laura Donnelly), busca darles un hogar y protegerlas, ante la sociedad de la época que no es precisamente muy abierta que digamos ante este evento, y tampoco acaba de tener muy claro qué hacer con estas personas, mostrando un evidente temor a que, tarde o temprano, el poder acabe en manos de gente como ellas, y no dominen las altas esferas los hombres (algo que muestran muy bien en varias escenas).

Decía que todo el tema de JW le puede lastrar, por lo siguiente. Supongo que por temas de COVID, o por alguna otra causa que en la nota de prensa que nos facilitaron hace unas semanas no figuraba, The Nevers estará compuesta por dos tandas de capítulos. Hoy han empezado los seis primeros, y los siguientes y que cerrarán esta miniserie se emitirán próximamente, aún sin fecha concretada. Yo me imagino que, tal y como se desprende de entrevistas y comentarios realizados por los miembros del elenco y equipo creativo, los que lleguen en el futuro cercano estarán ya completamente modelados según la visión creativa de la nueva showrunner, y no como lo hubiese hecho JW. Lo de cambiar de capitán en mitad de la travesía no suele traer, salvo alguna que otra excepción, buenos resultados. Un ejemplo reciente ha sido American Gods, que tras tres entregas, cada una con un showrunner con su visión particular, cambios en el elenco y en la forma de afrontar las temporadas, ha sido cancelada. Con esto no quiero decir que me parece mal la decisión de HBO de dejar de lado a JW; si es todo cierto, no hay defensa posible ante el trato que ha tenido durante los años en las diferentes producciones que ha participado. Simplemente destaco que no sé hasta qué punto buscarán cambiar el estilo de JW en los próximos, y serán diferentes de los seis primeros; quizá el cambio sea positivo, pero puede quedar un desastre como no lo organicen bien.

Porque, seamos sinceros: si habéis seguido más o menos de cerca de la filmografía de JW, con series como Buffy, Angel, Dollhouse, Firefly, o películas como Avengers y Age of Ultron, os va a resultar imposible no detectar detalles típicos de sus trabajos. Los planos, el humor, la presencia de personajes femeninos de lo más destacado, y otras cosas más que aparecen en este piloto que dejan fuera de toda duda que su mano está detrás de la producción. Ha sido una buena carta de presentación en líneas generales. No la más brillante, también quizá por el hecho de que parecía que querían presentar a mucha gente en muy poco tiempo, lo que, in my opinion, confunde en momentos puntuales, pero el balance global es positivo. La premisa, al margen de lo que he dicho en líneas generales, tiene algún punto más que abre puertas que podrían ser interesantes, y encima con un cliffhanger de rigor para que el espectador quiera saber más y vea el siguiente capítulo. Lo que viene siendo un piloto típico y clásico de la mayoría de plataformas y cadenas.

El problema de The Nevers lo veo, como indicaba anteriormente, en que lo que llegue en el futuro cambie radicalmente la esencia presentada en el piloto y que asumo que mantendrán las próximas cinco semanas, al ser la parte en la que más influyó JW. Además, la apuesta es ambiciosa, y se nota en el reparto, el nivel de detalle en la producción, y el origen de la trama de la serie. Si a lo largo de las semanas saben desarrollar bien a la gran cantidad de personajes que componen su elenco, salvarán uno de los puntos flacos de este 1×01. Pero la papeleta estará en ver qué harán en su segunda mitad. De ser una miniserie con potencial para convertirse en uno de los estrenos destacados de 2021, a un desaguisado que ni frío ni calor. Ante esa tesitura se encuentra The Nevers, que sí, tiene mimbres para despuntar, pero espero que el nuevo equipo creativo sepa tomar las riendas como toca y aprovechar lo dejado por JW. 

Comparte: