Review Game of Thrones: The Last of the Starks

Review Game of Thrones: The Last of the Starks

Dos muertes impactantes; un funeral con un precioso discurso; también pedidas de mano y declaraciones románticas con finales felices y corazones rotos; una fiesta, un complot, una batalla y un secreto al descubierto. Esto sí que es un capitulazo. A mí, personalmente, me ha gustado más que el anterior, este es el Juego de Tronos que a mí me gusta.

La cosa está complicada para el pueblo llano si dependemos de gente como Danny y Jon, en lugar de gente como Varys y Tyrion. Danny sería peor reina (por eso de que no le importe oír el llanto de los bebes ardiendo y tal), pero al menos no abandona a sus mascotas. Entre un tonto que rehuye de su destino y una loca que se cree destinada a salvar el mundo, me quedo con la que sufre cuando matan a sus dragones en lugar de quedarme con el que abandona a su huargo. Claro que… el asunto del abandono animal ha sido principalmente un símbolo de lo que está por venir.

 

A la mayoría de los espectadores nos da pena ver al huargo abandonado y esto no es un asunto menor que pueda pasar desapercibido, creo que es de suma importancia para el futuro de Westeros. Mediante este símbolo los guionistas nos quieren expresar algo vital: no trata del huargo, se trata de Jon. Ghost no ha tenido demasiada relevancia en la serie, es más, ninguno de los huargos la ha tenido. Ghost desapareció hace tiempo y los espectadores sólo nos acordábamos de él de tarde en tarde. Pero los guionistas lo traen de vuelta en la octava temporada convertido en un perrito, porque si lo recordáis en temporadas anteriores Ghost era un perro agrandado mediante efectos digitales, a veces tantos efectos que se veía cutrísimo y nos hacía preguntarnos por qué se gastaban tanto dinero en los dragones y tan poco en algo tan simple como editar el tamaño de un perro. En la octava temporada tiene el tamaño de un perro grande o incluso mediano (el actor es de raza Northern Inuit, un perro que rara vez supera los 50 kilos) y los sacan bastante, para un personaje que lleva tiempo olvidado su presencia en los últimos episodios ha sido muy notable. En The Last of the Starks nos ponen una escena innecesaria (porque si no sacan nada al respecto nos hubiera dado igual), donde Jon le entrega su mascota, su responsabilidad, a otro hombre. Instantes después nos muestran una fotografía de ese animal, herido y maltratado, con la cabeza baja y rostro triste, viendo alejarse a Jon. Obviamente no es porque a los guionistas les sobre metraje y no sepan qué meter, es porque nos quieren recordar que así es cómo actúa Jon frente a sus responsabilidades.

A Jon se le da fatal asumir responsabilidades, fue pésimo como guardia de la noche, no aceptó las opiniones de sus hermanos y rompió su juramento. No aceptó servir al norte cuando lo aclamaron Rey en el Norte y decepcionó a los norteños que habían depositado en él su confianza y su esperanza. Creo que el hecho de que abandone a Ghost es la forma que tienen los guionistas de recordarnos todo esto, Jon no acepta su carga como heredero del trono, no entiende que le debe al pueblo intentar ser el mejor rey posible y que no se trata de un honor sino de una responsabilidad. Jon, llevado por su egoísmo y su arrogancia, dice que no quiere el trono, como si esa fuera su decisión, como si no tuviera que proteger al pueblo sino que pudiera decidir hacerlo. Cuando abandona al huargo, le dice a Tormund que Ghost estará mejor en el norte; cuando abandonó a los norteños les dijo que era para salvarlos; cuando abandonó su juramento, usó exactamente la misma excusa y puede que, hasta el momento, siempre le haya salido bien. Pero esto se ha acabado, como bien saben Varys, Tyrion, las hermanas Stark, el cuervo de tres ojos y Samwell Tarly: Jon sería el mejor rey posible para los habitantes de Los Siete Reinos. Y esta vez no tiene excusas para escapar de su destino.

Otro punto relevante es que el aspecto sobrenatural de Westeros está desapareciendo: ha muerto Beric Dondarrion, el tipo que resucitó media docena de veces; ha muerto Melisandre, la bruja «oficial» de la serie; han derrotado a los espectros, desapareciendo el sentido del Muro; nos hemos despedido del único huargo que quedaba vivo y sólo queda un dragón.

Igual que esperaba más de los huargos o del Rey de la Noche, también esperaba más de los dragones. Hemos perdido a dos tercios de los dragones de Westeros y casi que no los hemos disfrutado peleando. Los dragones significaban mucho para su madre, fueron ellos quienes la mantuvieron viva y la ayudaron a convertirse en quien es ahora. Los tres dragones han sostenido el poder de Daenerys durante años, ellos eran la piedra angular de todo el terror, la magia, la veneración que inspiraba Daenerys Stormborn al otro lado del Mar Angosto. Cruzó el mar, peleó, la gente no la valoró como lo hicieron antaño y ya ha perdido a dos de sus dragones. Era previsible, e incluso lógico, que el Rey de la Noche matase a uno, pero lo de Euron ha sido muy sorprendente. Me ha gustado mucho por lo inesperado e impactante del momento.

Supongo que algunos espectadores lo verán demasiado fácil o incluso forzado, pero creo que no es así. Euron es un tipejo versado en miles de batallas marítimas, entiendo que posicionó sus barcos detrás de alguna roca o curva de bahía y emboscó a sus víctimas. Igual que es creíble que Arya usase sus años de entrenamiento para llegar hasta el Rey de la Noche y matarlo, considero creíble que un experto guerrero organice una estrategia ventajosa en un espacio que conoce y domina mejor que sus adversarios. Es un luchador nato y que sabe lo que hace, además tiene la ayuda de Qyburn y que está altamente motivado.

Para mí ha sido genial, he saltado del sillón y se me ha escapado un grito. Sin que supiéramos de dónde venía, una flecha se clavó en el corazón de Rhaegal, otra le atravesó la garganta y el majestuoso dragón cayó al mar agonizante, escupiendo sangre en lugar de fuego. Es absolutamente terrible, es doloroso y escalofriante y por eso me ha gustado tanto. Creo que es magnífico que algunas despedidas sean menos épicas que otras y un flechazo certero lanzado por un loco es una forma tan triste de acabar con Rhaegal que resulta hasta hermoso. Y en términos narrativos es magistral, ahora es aún más difícil posicionarse en contra de Daenerys por muy arrogante y tirana que sea, queremos ver a Euron arder por lo que ha hecho.

Ahora bien, aunque en el agua Euron es una gran estratega y la idea de esconderse y empezar atacando a los dragones es brillante, cuando el kraken pisa tierra firme empieza a hacer las cosas mal. Creo que la decisión de dejar vivos a los inmaculados y secuestrar a Missandei es cuestionable, en términos de marketing queda muy bien hacer cosas que provoquen a Daenerys para que ésta llevada por la rabia ataque al pueblo y mate inocentes. Así que llevarse a Missandei encaja con los malvados planes de Cersei, pero si sus hombres llegaron hasta Missandei tuvieron que llegar hasta los inmaculados exhaustos y medio ahogados que cayeron al mar… y lo más sensato hubiera sido matarlos para así reducir aún más las mermadas tropas de Daenerys. Se me escapa por qué esa decisión no les pareció la táctica más acertada.

Tal como acabo de decir, el plan de Cersei es que los ciudadanos de Westeros conozcan la crueldad de Daenerys. La muerte del dragón y la de Missandei, quien creció como esclava y ha muerto encadenada frente a su reina y amiga the Breaker of Chains, van a sacar lo peor de nuestra querida khalessi, una mujer que en su conversación con Jon deja muy claras cuales son sus prioridades. Ella quiere el trono, lleva obsesionada con esa idea muchos años y ha construido el sentido de su propia vida alrededor de la lucha por el poder. Tiene algunas buenas ideas y en muchas ocasiones la hemos visto actuando con justicia, pero la mayor parte del tiempo lo ha hecho guiada con un propósito y no va a dejar que el trono se le escape cueste lo que cueste. Pero ya no está al otro lado del Mar, ya no tiene a los dothraki, Jorah ha muerto y apenas le quedan aliados en quién confiar, su amiga Missandei ha sido asesinada y dos de sus dragones también.

Durante la fiesta en Invernalia se siente perdida cuando todos aclaman a Jon en lugar de mirarla a ella. Se ha enamorado del único hombre que puede truncar su objetivo vital y se siente sola y aislada en un continente del cual muy pocos la consideran reina. Es muy triste ver a Danny convertirse en la peor versión de si misma, quizás todo lo que ha vivido le haya servido para aprender y actuar con justicia para el reino o quizás termina tan loca como su padre y sea capaz de hacer a los niños arder.

Pero algo bueno que tiene Daenerys es que también trabaja el marketing, lo hace cuando nombra a Gendry heredero legítimo de la casa Casa Baratheon y Señor de bastión de Tormentas. Así cerramos la trama de Gendry con un final feliz, salvo porque el muchacho querría que Arya lo acompañase y ella tiene otros planes «I’m not a Lady, I never have been. That’s not me.», porque nunca ha sido una joven a la que casar con un Lord, ella es Nadie, una asesina, una heroiona

Mientras que la relación de Gendry y Arya es inexistente y Daenerys y Jon tienen una pelea porque ella mantener secreta la verdadera identidad de Jon. Mientras algunas relaciones mueren o ni nace, la de Jaime y Brienne florece por fin. Personalmente estoy contenta, como casi todos los espectadores que apostábamos por esta pareja. Es precioso verlos juntos porque ella es la artífice del vuelco de Jaime, ella es quien hace que el matarreyes sea cada día mejor persona, pues aunque él no quiera aceptarlo ahora es un Buen Hombre y es gracias a Brienne. Es más, Jaime lo explica antes de abandonarla, le dice todas las cosas horribles que hizo por amor a Cersei, pero ella no le responde diciéndole todas las cosas honorables que ha hecho por amor a Brienne. Posiblemente no haya un final feliz para esta pareja, posiblemente Jaime muera en Desembarco del Rey, pero al menos queda esperar que en el vientre de Brienne esté creciendo un Lannister, el primero que nacerá de un padre y madre caballeros.

“I once pushed a boy out of a window and crippled him for life because of Cersei. I strangled my cousin with my own bare hands because of Cersei. I would murder every woman and child for her. She’s hateful, and so am I.

En Invernalia, además del ascenso de Gendry y el de Bronn; la despedida de Tormunt y Ghost;  el funeral de los héroes o la culminación del romance de Jaime y Brienne, hemos asistido al momento en el que Sansa y Arya descubren la verdad sobre Jon … bueno, no hemos visto reaccionar a las mujeres porque los guionistas sólo nos enseñan lo necesitamos ver. Pero creo que podemos intuir la reacción de ambas.

Y han pasado muchas más cosas: hemos tenido una buena ración de conversaciones entre personajes inteligentes, por un lado Bronn y los dos hermanos Lannister, una reunión que tenía ganas de ver y que ha tenido grandes momentos. Por otro lado hemos tenido a Varys y Tyrion dándole vueltas al asunto de Jon, pues ambos perciben como Daenerys está cegada por el ego y es incapaz de pensar en lo mejor para el reino. Lo que siempre ha importado a Varys es la gente y ha sido genial verlo recordarlo en este episodio:

Detallitos:

  • Supongo que a estas alturas todo el mundo sabe lo del vaso de Starbucks, pero por si acaso, aquí os dejo la divertidísima prueba de que «Daenerys Stormborn of House Targaryen, the First of Her Name, Queen of the Andals and the First Men, Protector of the Seven Kingdoms, the Mother of Dragons, the Khaleesi of the Great Grass Sea, the Unburnt, the Breaker of Chains» puede escribirse con un rotulador en un vaso de cartón. Quizás sea un chiste interno, publicidad pagada por Starbucks o un simple gazapo, pero cuesta creer que el director, los directores artísticos, montadores, fotógrafos, decenas de actores y actrices y etcetera no vean el vaso de la conocida cadena de café.
  • El compositor Ramin Djawadi sigue luciéndose, lleva un par de semanas sensacionales donde la música ha jugado un papel primordial en la acción.
  • Hacía años que no veíamos a Peter Dinklage brillar tanto. Ha estado genial durante el juego de beber; impecable en su conversación con Bronn, pero aún mejor en las escenas con Varys mientras roza la regicidio y mastica la traición. Y absolutamente maravilloso cuando se adelanta a Qyburn y sin miedo a los Greyjoy o a la compañía dorada se planta desarmado frente a su hermana y le suplica que no peleen esta guerra.

Y la semana que viene nos toca el penúltimo episodio de la serie, históricamente los penúltimos episodios han sido siempre los más fuertes de cada temporada, veremos qué pasa con ésta.

Comparte: