Review The Walking Dead: Open Your Eyes

Review The Walking Dead: Open Your Eyes

Esta semana hemos visto algunas traiciones, un par de jóvenes que se sienten utilizadas por sus mentoras, porque de hecho son utilizadas por ellas y un tipo que descubre una verdad de lo más inquietante sobre alguien a quien creía su amigo.

Michonne sigue desaparecida también en este episodio y la trama se desarrolla casi por completo en Alexandria, con algún leve atisbo de las cercanías del campamento de los Susurradores.

Mientras Carol y Daryl interrogan al prisionero descubren que Alpha ha hecho creer a los susurradores que asesinó a su hija, sin embargo, cuando Carol ve aquí una clara oportunidad para derrotar al enemigo, Daryl ve una forma en la que Lydia puede terminar en peligro. Si recordáis, hace un par de semanas, Michonne le dijo a Daryl que bajo ningún concepto perdieran a Lydia o permitieran que le ocurriese nada, pues la joven no es sólo válida como ser humano, sino que, sobre todo, es útil como elemento de negociación con los susurradores. Daryl aceptó protegerla a toda costa y es por ello que se opuso a que Carol la usase para destruir espiritualmente al enemigo. Ahora bien, Carol dijo que le preguntaría a la muchacha y terminó por usarla sin preguntarle, cosa que hace que la joven se enfade y se marche… Esto da pie a muchísimos problemas, pero personalmente, el que más me preocupa, es lo que pasará con la relación de Carol y Daryl, pues ella ha quebrantado la confianza de él en numerosas ocasiones y es más que probable que Daryl esté ya cansado de que su amiga haga siempre lo que le da la gana, ignorando al Consejo, a sus amigos y en definitiva a todos.

Y llegó el momento en el que Sidiq descubre qué es lo que está enfermando a la comunidad; descubre que hay un topo y descubre quién es. Lo descubre absolutamente todo y … quizás termina muerto. No me queda claro que haya fallecido, pues aunque la escena parece bastante clara, creo que los guionistas son capaces de habernos dejado a un Sidiq semiinconsciente listo para contraatacar en el próximo episodio.

Supongo que Gamma envenenaba el agua y Dante manipulaba los mecanismos de filtración, también supongo que Dante no ha estado ayudando a Sidiq sino más bien todo lo contrario, puede que incluso le haya proporcionado algún tipo de psicotrópico que potenciase las pesadillas y por supuesto parece claro que Dante administró la cicuta al prisionero de forma completamente intencionada.

Pero hay cosas sobre Dante que no terminan de encajar… Después de todo por lo que han pasado es imposible que Lydia y Dante no se conocieran, es más… Lydia afirma que conoce al prisionero, al igual que parece que éste conoce a Dante por la forma en la que lo mira y por como le deja claro que nunca dirá nada en contra de Alpha. Pero de alguna forma, el médico infiltrado logró pasar desapercibido ante la hija de Alpha y a su vez no le afectaba que Alpha realmente no la hubiera matado, algo que parece afectar muchísimo a Gamma resulta que a Dante le da exactamente igual. Además debemos suponer que la fascinación que siente Dante por la comunidad en la que vive debe ser falsa, pero eso no concuerda con las palabras de Lydia a Carol, según las cuales cualquiera de los susurradores envidia la forma de vida de nuestras comunidades civilizadas.

Por su parte, Dante, que no sabemos de donde viene ni cuando se unió al grupo… prefiere ser fiel a Alpha para volver a cubrirse con pieles de muertos a ser sincero y luchar por una forma de vida donde está visiblemente cómodo.

Negan es otra especie de infiltrado, porque está claro que es imposible que se adapte a vivir con un grupo de personas incompatibles con su incansable verborrea arrogante. Quizás Negan sea para los susurradores lo mismo que Dante ha sido para Alexandria, un agente que ha ido destruyendo la comunidad desde sus cimientos. Lo que no sabemos es si Gamma tendrá la fuerza suficiente para aliarse con su amigo Aaron o si continuará siéndole fiel a Alpha pese a sentirse engañada y decepcionada.

Los Susurradores han perdido la lealtad de Gamma, o al menos han ganado sus dudas y desconfianza. Han perdido a un hombre envenenado por cicuta en Alexandria y tienen a Negan en sus filas actuando como cualquiera sabe qué.

Las comunidades siguen en pie de guerra, esperando la próxima batalla con Alpha y si Siddiq realmente está muerto, tendrán que continuar lidiando con la enfermedad sin saber que la causa el agua; con un médico menos y con un topo en Alexandria. Además a Michonne y a Daryl no les gustará que Carol provocase la huida de Lydia haciendo que las relaciones entre los personajes se compliquen.

Espero que la semana próxima el nivel se mantenga, pues será el último episodio de The Walking Dead de este año, ya que la serie se irá de parón tras la midseason finale, que el año pasado tuvo un nivel altísimo y que este año espero que no nos decepcione.

Comparte: