Review The Walking Dead: Scars

Review The Walking Dead: Scars

Connie, Daryl, Henry y Lydia llegan a Alexandria para descansar y recuperarse de sus heridas y a través de flashbacks y paralelismos en el presente encontramos muchas respuestas sobre el comportamiento cerrado de Michonne, el aislamiento de Alexandria frente a otras comunidades y el aumento de la desconfianza de la líder de Alexandria.

Rutina Wesley (True Blood) interpreta a una vieja amiga de Michonne.  Es un primer momento me pareció poco creíble que Michonne encontrase a una buena amiga pre apocalipsis unas semanas después de la desaparición de Rick, pero supongo que encaja en la trama, porque si no hubiera sido una antigua amiga en quien confió y si Michonne no hubiera estado vulnerable debido a su avanzado estado de gestación y a la ausencia de Rick, si hubiese sido nuestra Michonne de siempre en sus buenos días, no hubiera confiado tan alegremente en Jocelyn y no hubieran secuestrado a los niños.  Estoy segura de que a nuestra Michonne de siempre le hubiese parecido raro un grupo compuesto por una sola persona adulta y un montón de niños.

La idea es buena, está bien introducida, alude a la confianza entre amigas que han compartido la vida antes de que el mundo se fuera a pique. Los guionistas instauran una sensación de «todo va bien» más o menos aceptable y así cuando los niños desaparecen la sorpresa es mayor. Es cierto que el episodio se llama «Scars» y que todos intuíamos que veríamos el momento en el cual Daryll y Michonne se hicieron esas cicatrices que ya nos mostraron en episodios anteriores. También es cierto que, tal como he mencionado arriba, es raro que una mujer adulta logre sobrevivir con un montón de niños. Pero pese a estas cosas, la atmósfera era positiva y calmada, permitiéndose juegos al aire libre y fiestas de pijama.

Los guiones valientes son fascinantes y hay pocas cosas que sean más valientes que colocar a un héroe asesinando a una pandilla de críos.

La escena no se muestra en toda su crudeza, mientras Michonne rebana con su espada a un grupo de zombies en el presente, el espectador se imagina que hizo lo mismo con los niños en el pasado. Aunque no salgan los cuerpos mutilados de los niños, sí que se muestra de forma clara el dolor que siente Michonne viéndose obligada por las circunstancias, sintiendo que lo único que puede hacer como madre y como líder de su comunidad es abrirse paso matando a los niños. Es sobrecogedor como intenta no matarlos, como desea que huyan, como espera que simplemente acepten ser perdonados y volver a Alexandria. Pero Joss lo entrenó cruelmente y los niños son violentos, la única forma posible para salvar a Judith, al niño que lleva en su vientre y a los hijos de su comunidad es matando y Michonne sabe que no tiene otra opción y actúa. Deja escapar a la última niña, posiblemente dejándola morir a manos de zombies, pero Michonne no se siente capaz de cargar otra muerte de un niño en su consciencia.

Asumimos que la vida de Jocelyn post Apocalipsis se basa en robar niños y entrenarlos para que sean sus soldados. Es mucho más fácil entrenar a los niños que a los adultos, es mucho más sencillo conseguir que los pequeños la obedezcan que  hacerse un lugar merecido en un grupo de adultos. Muchos otros padres confiaron en Jocelyn con anterioridad, perdieron a sus hijos y fueron marcados y cazados como parte de un espantoso ritual de endurecimiento infantil. Afortunadamente Judith fue rescatada antes de que la influencia de Joss fuera mayor.

Michonne se aísla porque quiere proteger a sus hijos a toda costa, quiere mantenerlos a salvo de la locura del mundo exterior, de los zombies y sobre todo: de los humanos. Además, seguro que no es sólo cosa de ella, seguramente fue una decisión de todos los padres de Alexandria que se vieron engañados tras haber depositado su confianza en Jocelyn. Michonne sale en busca de Judith otra vez, algunos años y muchas cicatrices después, cuando la niña decide marcharse sola en busca de Daryll. Ya sabíamos que en algún momento la pequeña convencería a su madre para ir a la Feria y ha sucedido en parte motivado por Daryll. En la feria van a reunirse todos los personajes y, puesto que ya lo han mostrado, no es una sorpresa que los Susurradores llegaran en algún momento y causaran algunas bajas.

Los sucesos de este episodio son vitales para comprender la evolución del personaje y porque la situación entre las comunidades está como está. Desgraciadamente, para Michonne, abrir de nuevo su corazón al amor y la confianza, sólo traerá más dolor para todos cuando se vea atacada por Los Susurradores en Kingdom.

Comparte: