Review Legends of Tomorrow: Hell No, Dolly!

Review Legends of Tomorrow: Hell No, Dolly!

Sin llegar a ser excelente, o siquiera recuperar el nivel de temporadas anteriores, Hell No, Dolly! pasa por ser un episodio bastante digno, de lo mejorcito que hemos visto este a√Īo. La serie mantiene su corte c√≥mico, indaga en el fondo de los personajes, coquetea con algo de trama rom√°ntica de calidad y termina con un cliffhanger apasionante, que puede darle a la cuarta temporada el revulsivo que necesita para devolver a la serie la calidad y fuerza del pasado.

La trama del dybbuk ha estado bien llevada, ha tenido su inter√©s como tel√≥n de fondo en un episodio que realmente trataba de otras cosas, pero que ha usado a modo de mcguffin a una suerte de mu√Īeco diab√≥lico capaz de poner en aprietos a nuestros personajes y de lograr que quienes no se llevaban bien se unieran y de alg√ļn modo, incluso hemos homenajeado a Stein. El dybbuk funciona a pesar de ser un mu√Īeco lamentable con pies peque√Īitos, es m√°s… funciona incluso mejor cuando posee la marioneta de Stein. La falta de sentido del mu√Īeco pose√≠do encaja de forma m√°s o menos cre√≠ble, aunque no deja de ser c√≥mica y de traer momentos muy divertidos. Creo que los actores debieron de pasarlo genial rodando este episodio e interpretando la locura de ese mu√Īeco pose√≠do por un serial killer.

La relación de Mick y Ava sufre por culpa de la decisión de la burócrata de deshacerse de Garima y del cuaderno mágico. Los intentos de Sara por lograr una reconciliación no tienen éxito, pero cuando ambos personajes luchan juntos contra la marioneta de Stein, se crea un vínculo irrompible entre ambos. El dybbuk sirve también a esta trama, que aunque sea una subtrama menor es relevante en la medida en la que nos cuesta creer que alguien tan profesional como Ava acepte trabajar con un tipo como Mick, con un amplio historial delictivo que no tiene interés en redimir.

Pero, sobre todo, el dybbuk ha servido para trasladar a los personajes a New Orleands, cosa que necesit√°bamos para empezar a explorar el trasfondo de Constantine y de los demonios (metaf√≥ricos y literales) que lo persiguen. Y esa ha sido la trama m√°s interesante del episodio: rompemos el tiempo. Otra vez, alg√ļn loco del arroverse se carga el tiempo, pero esta vez es, en cierto modo, justificable, la tragedia de Constantine es tan grande que necesita hacer lo que sea para salvarse de ese dolor y as√≠ salvar al √ļnico hombre capaz de instalarse en su coraz√≥n.

Mientras tanto, la histor√≠a rom√°ntica de la oficina incumbe a Mona, un hombre lobo hawaiano y los dos personajes m√°s aburridos de la serie. Nate y Gary son colegas unidos por la idiotez mutua, pero esta vez sirve al prop√≥sito de alimentar la trama de Mona y darle m√°s vida a ese personaje que en unas pocas escenas tiene m√°s que ofrecer que Nate en a√Īos. La idea de recrear “La Bella y la Bestia” versi√≥n Legends tiene su encanto y el malentendido entre Gary y Nate ha tenido sus momentos graciosos.

Adem√°s, no sabemos quienes agreden y se llevan a Konane, que termina hiriendo a su enamorada a causa del estr√©s que le provoca toda la situaci√≥n. Con Mona herida, Konane fugitivo y el misterio de los secuestradores sin resolver se rompe el tiempo… o lo que sea que pasa.

El episodio ha ido dando saltos desde el disparate a los asuntos relevantes y lo ha hecho bien, sin despeinarse y sin terminar resultando rid√≠culo, como pas√≥ la semana pasada con Tender is the Nate. Gracias a un gui√≥n bien escrito, podemos pasar de un mu√Īeco tan creepy como c√≥mico al pasado atormentado de Constantine. Me ha gustado conocer a Des y a Neron y la manera en la que John se deshizo cruelmente de ambos en un s√≥lo gesto. La historia es tan brillante como triste, John conoci√≥ el amor y sacrific√≥ al hombre que amaba para librar a la ciudad de un demonio. Es un relato tr√°gico que sirve para que conozcamos mejor al personaje y para dar fuerza a su aire atormentado.

En general creo que estamos ante un buen episodio que nos deja boquiabiertos con un cliffhanger inusualmente bueno. Ojal√° esto marque la recuperaci√≥n de la serie. Y… bueno… para terminar, me gusta Zari y me gustan los gatos, as√≠ que no veo problemas en dejarla as√≠…

Comparte: