Review Black Mirror: Arkangel

Review Black Mirror: Arkangel

Segundo episodio de esta cuarta temporada de Black Mirror y que esta vez nos lleva a conocer la vida de una joven y la de su madre, y c√≥mo el uso de la tecnolog√≠a les afecta con el paso de los a√Īos. Como detalle a destacar, el cap√≠tulo fue dirigido por la actriz Jodie Foster, que tambi√©n ha estado al frente de varios episodios de Orange is the New Black y uno de House of Cards.

El comienzo del episodio nos da la clave de todo el desarrollo del mismo, bajo mi punto de vista, junto con una serie de escenas posteriores. Una mujer en una mesa de operaciones de un hospital, dando a luz a la que ser√≠a su hija, pero podemos entender que est√° siendo un parto m√°s complicado de lo normal, y encima el beb√© no responde inicialmente a los est√≠mulos externos tras abandonar el √ļtero materno. Segundos despu√©s, la o√≠mos llorar y al mismo tiempo que la madre, comprendemos que la ni√Īa est√° bien, y que no hay mayores problemas. No obstante, ese miedo inicial que vemos en el rostro de la mujer, Marie, no le abandonar√° nunca, y para colmo se acent√ļa cuando pierde a su hija en un parque a√Īos despu√©s; todo esto le llevar√° a utilizar un sistema de videovigilancia y rastreo que da nombre al episodio, Arkangel.

Como si se tratara de un √°ngel de la guarda, Arkangel es un dispositivo implantado directamente en el cerebro del sujeto en cuesti√≥n (en este caso Sara, su hija), para que el usuario que queda al cargo del mismo pueda rastrear cada movimiento del portador de Arkangel, y adem√°s le permite ver, mediante una tableta, todo aquello que Sara observe a trav√©s de sus ojos, adem√°s de aplicar un filtro para que el usuario escoja qu√© puede ver el sujeto en cuesti√≥n y qu√© no. Esto en un primer momento cuando ella es peque√Īa sirve en m√°s de una ocasi√≥n para salvar determinadas situaciones que se van generando durante el cap√≠tulo, pero llegado un punto, empieza a ser demasiado invasivo para la ni√Īa y acuerdan dejar de lado el dispositivo y que Sara viva su vida sin el constante seguimiento de su madre.

Este episodio nos deja con el debate de hasta qu√© punto se puede ser sobreprotector con nuestros hijos, ya que vemos c√≥mo Marie llega en muchas ocasiones a actuar de forma un tanto irracional o demasiado protectora con su hija, con cosas que realmente no suponen un riesgo grave para su vida o para su desarrollo mental y psicol√≥gico, y que toda esa sobreprotecci√≥n termina siendo contraproducente a√Īos despu√©s. Tal vez, sin el uso de Arkangel, Sara habr√≠a crecido pudiendo juzgar por s√≠ misma todo aquello que la rodeaba, sin ese filtro constante que aplicaba su madre y tomado otro tipo de decisiones, pero esa intervenci√≥n prolongada de Marie termina por provocar lo que vemos en la recta final del cap√≠tulo, cuando nuevamente, llevada por el miedo que siempre la acompa√Īa durante este episodio, vuelve a usar Arkangel para vigilar a su hija e interviene otra vez en su vida.

Este 4×02 no va a pasar a la historia de Black Mirror por ser el mejor episodio, ya que la trama podr√≠a pasar perfectamente por la de una pel√≠cula de fin de semana por la tarde, solo que el elemento tecnol√≥gico est√° presente en la misma. No obstante, como siempre, la serie nos deja un poso sobre el que pensar y reflexionar, en esta ocasi√≥n sobre hasta qu√© punto se puede ser sobreprotector con los hijos, y qu√© nivel de confianza se les permite.

Comparte: